¿Merece la pena comprar un iPhone?

En la actualidad el iPhone 6 se sitúa a un precio de 700€ libre. Si bien es verdad que también tenemos alternativas más baratas como el 5s a 599€ o el 5c a 399€, no nos engañemos, nuestro deseo es comprar la gama actual. Y es dónde surge la cuestión: ¿De verdad merece la pena pagar 700€ por un teléfono móvil?.

A pesar de su elevado precio, el iPhone es el smartphone más vendido a nivel mundial. Si al hecho de ser el más vendido le sumamos el hecho de que probablemente sea el terminal más caro de todos dice mucho a su favor: sus usuarios lo quieren y están dispuestos a pagar una gran suma de dinero por tenerlo. Sin embargo, deberíamos adquirir un iPhone si nos aporta valor y no por lo que haga la gente. Lo que nos lleva a compararlo con su principal alternativa: Android. 

Entender el éxito del iPhone no siempre es una cuestión trivial. Sin embargo, podríamos aproximarnos un poco. Es un móvil realmente elegante con un gran diseño funcional y minimalista. En este sentido, si buscas alternativas probablemente no las encuentres. Otro punto a favor es su perfecta sintonía entre hardware y software. El hecho de que Apple diseñe su sistema operativo iOS para correr sobre su propio hardware consigue un buen rendimiento, fluidez en su uso... incluso evitar cuelgues en los que tengamos que reiniciar el móvil o la aplicación que estabamos usando.

Pero sin duda, el gran punto fuerte del iPhone es su simpleza y minimalismo. Es verdad que no podemos personalizarlo, de hecho es muy poco flexible. Es más, Apple no admite ciertas aplicaciones en su App Store. Sin embargo, mantenerlo tan cerrado convierte al iPhone en un teléfono realmente funcional. Todo está dónde debe estar. En definitiva, un smartphone potente pero fácil de usar.

Volviendo a Android, no hay que menospreciarlo. Android es un sistema operativo maduro, que nos ofrece una amplia gama de modelos y fabricantes, lo que nos permite comprar un móvil superior al iPhone en cuanto a especificaciones técnicas (como cámara, batería o pantalla) y a precios mucho más asequibles.

En cualquier caso, el iPhone no es para todo el mundo. Su principal escollo es el precio. Precio que mucha gente no está dispuesta a pagar o simplemente no puede permitírselo. Si es así, recuerda que podrás hacer lo mismo con un móvil con Android. Si te gusta el iPhone pero no te acabas de decidir, simpre puedes pasarte por una Apple Store, probarlo a fondo y ver si realmente merece la pena pagar 700€ por uno y cubre tus necesidades.